En referencia al riesgo sanitario laboral, por ejemplo: una metalúrgica va a tener un RSL (riesgo sanitario laborar) ALTO, mientras una oficina va a tener un RSL BAJO. Hay tres categorías según el rubro.